¿Quién no ha pasado un mal día?

¿Qué pasa cuando esto sucede?

Nos sentimos frustrados, enfadados, inclusive rabiosos.

Pero los adultos estamos preparados para afrontar las emociones negativas, controlarlas, inclusive reflexionar sobre lo sucedido.

Pero los niños no lo tienen tan fácil. Cada día es una sorpresa para ellos.

Tienen que afrontar muchas cosas nuevas y sin haber vivido una experiencia previa.
No son capaces de asimilar tantas exigencias y “BOOM…..”

Rabieta tapa


¡VAYA RABIETA!


Os recomendamos este magnífico libro que os ayudará a entender lo que siente el pequeño.


Tu hijo puede sentirse identificado con el personaje del libro.
Porque en realidad los niños pequeños son así en un momento están llenos de ira y al segundo siguiente se les ha pasado.

Es recomendable leer el libro sin juzgar al protagonista.
Él está presionado y necesita que le orientes hacía modos positivos.

Al leer el cuento colócate muy cerca de él y muy atento a todos los comentarios que hace para que se sienta comprendido y arropado por ti.

UNA IDEA:


Ten siempre a mano un balón para que el pequeño pueda darle con sus manitas o darle patadas y así desfogar su rabia.

En el momento de la rabieta, la primera vez puedes acompañarle y golpear junto a él.
Luego poco a poco él irá solo para descargar su arrebato.

Llámalo “el balón de las Rabietas” explicando que cuando se siente rabioso puede realizar este juego.

Orientación referente al juguete utilizado


Puedes utilizar cualquier balón hinchable que tenga 50 cm de diámetro los que se utilizan en la playa.
También puedes entrar en Amazon para ver BARBAPAPA - Balon hinchable (50 cm) Es ideal por su diseño para este juego.
Compra online en: Amazon

Elizabeth Fodor recomienda para los pequeños los Libros:


Cuando estoy CELOSO

Cuando estoy Celoso

Además del “yo” existe también el “nosotros”. .
(Ver más)
Cuando tengo MIEDO

Cuando tengo Miedo

Te enseña cómo hablar con los niños sobre el miedo.
(Ver más)
Cuando estoy ENFADADO

Cuando estoy Enfadado

Hasta los bebés se enfadan y lo manifiestan llorando.
(Ver más)